equipacion portugal de la eurocopa 2016

Su trabajo en 1986 para la selección danesa está entre los mejores de la historia de las camisetas de fútbol. Como os decía, de las mejores de la temporada que va a empezar. El éxito fue inmediato y el atuendo marinero se convirtió en el favorito de la alta sociedad que veraneaba en la Riviera francesa. Según se publicó ese mismo año en el boletín oficial de la Armada gala, el uniforme marinero debía constar de un pantalón de pata ancha, una camisa blanca con cuellos azules, abrigo corto de lana y un jersey a rayas. Fue en la Supercopa de España frente al Barça en el Camp Nou, cuando vio la segunda amarilla por fingir un penalti, según la interpretación de De Burgos Bengoetxea. Fu en un partido ante el Aston Villa de 2004, por doble amarilla -la segunda por dar un pelotazo-. En 2015, tras agredir a Edimar y empujar a Crespo en un partido contra el Córdoba, al árbitro no le quedó más remedio que mandarlo a la caseta. “Brigitte Bardot es el bastión que separa realmente el antes y el después de la camiseta de rayas en el mundo del cine.